Los guardacostas y Jessica encuentran dos submarinistas muertos después de una tormenta. Ella no está de acuerdo con sus superiores de que fue un accidente y busca la ayuda de su amigo de la infancia Patrik, éste y su esposa Erica, que están en camino a unas vacaciones románticas, hacen un desvío a la bonita localidad de Kungshamn. Pronto se ven involucrados en el caso de los buzos muertos. Erica oculta su verdadera identidad como la esposa de un policía y es invitada a unirse a la asociación de museos. Durante la primera reunión a la que asiste el presidente de la asociación, es encontrado asesinado. (FILMAFFINITY)